Este sitio web utiliza Cookies para mejorar la experiencia de usuario, además de mejorar la velocidad y la seguridad del sitio durante su visita. Estas cookies se utilizan para adaptar el contenido de la web a las preferencias del Usuario del Servicio y optimizar el uso del sitio, las cuales permiten que el dispositivo reconozca al usuario y muestre adecuadamente el servicio ofrecido, adaptada a sus necesidades individuales. Puede retirar su consentimiento u oponerse al procesamiento de datos basado en intereses legítimos en cualquier momento haciendo clic en "Configuración" o en nuestra Política de Cookies en este sitio web. Te invitamos a leer nuestra política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
WHATSAPP
TELEGRAM
Categoría: Aprende sobre tu fe
Canal Oficial de Pildorasdefe en Telegram
pan agua en mesa ayuno que agrada a Dios

San Juan Crisóstomo nos enseña cómo hacer el ayuno que agrada a Dios, con todos nuestros sentidos. Ayunar desde el corazón

El hecho de No comer cuando hacemos un ayuno, no es lo que impresiona a Dios. Un ayuno aceptable y agradable a los ojos de Dios es algo totalmente diferente a la mera abstinencia personal. Se trata de un compromiso público con aquellos con los que normalmente no te comprometes. Significa algo más que negarse a sí mismo el bien del pan. Significa que bendices el pan "ayunado", lo partes y lo compartas con los destinatarios (los pobres, los marginados, los que están fuera de la comunidad de la iglesia y no son muy conscientes de Dios) como muestra y promesa de no retener nada bueno que Cristo, el verdadero anfitrión, pretende dar. Hay un verdadero ayuno que agrada a Dios y es lo que trataremos en este tema.

¿El ayuno es solo privación?

El ayuno no es una separación del mundo; es una separación de uno mismo por el bien del mundo y de su Cristo. No es solamente privarse e algo, es donación entera de uno mismo. No es la privación de un producto alimenticio, sino la transferencia del afecto, la compasión y el interés de uno mismo a los demás por el bien de Cristo.

Un ayuno auténtico y que puede ser agradable a los ojos y el corazón de Dios es aquel que incluye una batalla espiritual contra nuestro propios pecados. Debemos ayunar por nuestra propia santidad con desprendimiento. No podemos ayunar por ningún otro motivo mientras vivamos en un pecado conocido. 

San Juan Crisóstomo y el ayuno que agrada a Dios.

San Juan Crisóstomo, nos deja una preciosa enseñanza sobre ese ayuno verdadero:

"El valor del ayuno consiste no solo en evitar ciertas comidas, sino también en renunciar a todas las actitudes, pensamientos y deseos pecaminosos. Quien limita el ayuno simplemente a la comida, está minimizando el gran valor que el ayuno posee. Si tu ayunas, ¡que lo prueben tus obras! Si ves a un hermano en necesidad, ten compasión de él. Si ves a un hermano siendo reconocido, no tengas envidia. Para que el ayuno sea verdadero no puede serlo solo de la boca, sino que se debe ayunar de los ojos, los oídos, los pies, las manos, y de todo el cuerpo, de todo lo interior y exterior.

Ayunas con tus manos al mantenerlas puras en servicio desinteresado a los demás. Ayunas con tus pies al no ser tan lenta en el amor y el servicio. Ayunas con tus ojos al no ver cosas impuras, o al no fijarme en los demás para criticarlos. Ayuna de todo lo que pone en peligro tu alma y tu santidad. Sería inútil privar mi cuerpo de comida, pero alimentar mi corazón con basura, con impureza, con egoísmo, con competencias, con comodidades.

Ayunas de comida, pero te permites escuchar cosas vanas y mundanas. También debes ayunar con tus oídos. Debes ayunar de escuchar cosas que se hablan de tus hermanos, mentiras que se dicen de otros, especialmente chismes, rumores o palabras frías y dañinas contra otros.

Además de ayunar con tu boca, debes de ayunar de no decir nada que haga mal a otro. Pues ¿de qué te sirve no comer carne, si devoras a tu hermano?"

¿Qué enseña esta reflexión?

Que los días de ayuno deben de ser especialmente días de abstenernos del uso desordenado o incluso exagerado de los otros sentidos: No fijarme en lo que no debo, no hablar lo que no debo, no oír lo que no debo, no desear lo que no debo, no buscar satisfacer todas mis necesidades emocionales, espirituales; no buscar saciar mi soledad, buscando inmediatamente compañía; no querer saberlo todo; no requerir respuestas inmediatas a todo lo que se me ocurre en la mente, etc.

Ayunamos buscando conversión. Por lo tanto, ayunemos de todas esas actitudes contrarias a la virtud. Quizás tu ayuno va a consistir de ser más servicial, (ayuna de tu pereza, comodidad), pues así como la Virgen nos pide que recemos con el corazón, debemos de ayunar con el corazón.

Puede ser que tengamos que ayunar de nuestra ira, siendo los días de ayuno, más amables, más dulces, más dóciles. Quizás tengo que ayunar de la soberbia, buscando activamente ser humillada, o hacer actos concretos de humildad, etc.

Oración para hacer un ayuno que agrada a Dios.

Señor Dios, aquí me inclino en este momento ante ti, reconociendo tu gloria, buscando tu misericordia, tu perdón, tu amor, tu guía, tu fuerza y tu instrucción a través de este ayuno

Te doy gracias por todas las provisiones que me has dado a lo largo de mi historia de vida. Gracias por la creación y por tu sustento, de la cual no hay medida que pueda devolver.

Padre, Tú eres todopoderoso y omnipotente a tu manera. Eres grande y poderoso. Por eso, te entrego este pequeño sacrificio mío del ayuno esperando que te sea agradable. Quiero privarme no solo del alimento diario, sino de todas aquellas malas acciones que me distancian de Ti.

Da me fuerzas para superarme y entregarte lo mejor que hay en mí, Por Jesucristo nuestro Señor. Amén

Adaptación y contenido agregado: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net | Con información de extraída de: Corazones.org

pildorasdefe qriswell quero firma autorQriswell Quero, Venezolano, esposo y padre de familia, servidor, ingeniero y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.

Contenido publicado originalmente en Píldoras de fe, bajo el Link: https://www.pildorasdefe.net/aprender/fe/El-ayuno-que-agrada-a-Dios - Puede copiar esta información en su Blog citando siempre la referencia a esta fuente consultada. Para compartir en sus redes sociales, utilice los botones compartir. Conozca términos legales - Pildorasdefe.net
Canal Oficial de Pildorasdefe en Telegram
Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Deja tus comentarios

Tus palabras importan, te invitamos a dejar tus comentarios sobre este tema, los leemos contínuamente. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD