Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Lee la política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
TELEGRAM
Categoría: Aprende sobre tu fe
kejaritomene saludo del angel virgen maria anunciacion del senor

Kejaritomene es una palabra única en la Biblia. Es un saludo que se traduce Χαίρε, Μαρία, κεχαριτωμένη y el cual significa: Salve María llena de Gracia

Kejaritomene ¿Qué significa esta palabra que el ángel dijo a María?.

En el momento de la Anunciación del Señor, cuando el Ángel se dispone a darle el saludo a María y anunciarle que será la Madre del Hijo de Dios, se refiere a ella como: "La llena de gracia": "Kejaritomene". ¿Qué significa esta palabra elegida por el Ángel Gabriel al momento de su encuentro con la Santísima Virgen María? Al escuchar estas palabras del Ángel, María se Turbó. El saludo del Kejaritomene para ella sería algo incomprensible. Las Escrituras afirman que la Virgen María se turbó a escuchar estas palabras ¿Qué significan?

Kejaritomene es un saludo que se traduce de "Χαίρε, Μαρία, κεχαριτωμένη" y cuyo significado es "Salve Maria llena de Gracia" y más tarde el Ángel le dice que SU HIJO se va a sentar en el Trono de su padre David.

En muchas traducciones protestantes, esta palabra "Kejaritomene", es traducida como "muy favorecida", esta es una pésima traducción que le resta valor a la palabra "Kejaritomene". 

Kejaritomene: palabra única.

Kejaritomene es una palabra compuesta, muy rara; y que se utiliza en la Biblia una sola vez, y en referencia solo y exclusivamente a la Virgen María. Esta palabra, cuya raíz es jaritoo (gracia) indica un estado especial, sobrenatural del estado de Gracia que posee María.

Este estado de Gracia, estar llena de Gracia, repleta de Gracia; en la Biblia solo significa una cosa: "Libre de pecado".

En el tiempo verbal en el que está redactado significa que la gracia sobreabunda desde siempre, por siempre y para siempre y la inviste de un honor especial.

Caso similar a Kejaritomene pero distinto significado.

En el libro de los Hechos de los Apóstoles (6,8), las Sagradas Escrituras dicen que el protomártir San Esteban está lleno de gracia, pero de una manera muy diferente, no desde siempre, ni de forma tal de que esa gracia permanezca para siempre, dado que el término utilizado es "pléres járis" (pleno de gracia), de ningún modo se utiliza la palabra "Kejaritomene". 

Entonces, ¿qué llevó a Lucas a "crear" una palabra para referirse de esa manera a la Santísima Virgen a tal punto que la palabra kejaritomene no es utilizada por la literatura griega sino hasta el siglo V DC? La respuesta es simple: "Completamente llena de la Gracia de Dios".

Kejaritomene: Llena de gracia.

El Evangelista San Lucas, inspirado por el Espíritu Santo, comprendió que Dios eligió a la Virgen María desde la eternidad para que fuera Madre de su Hijo y para tal fin, ella fue concebida sin pecado original, sin mancha alguna, y Sí, para ser la Madre del Rey de toda la Gloria.

Kejaritomene es la palabra griega que emplea el evangelista. Es el sentido teológico del saludo del ángel. Su significado es: "Llena de gracia". No le cabe más. Y la gracia es el mayor de los dones que Dios nos puede conceder. La gracia vale más que la belleza, más que la salud, más que la inteligencia, más que la simpatía. El supremo de los valores es la gracia de Dios. La que siempre estuvo llena de la Gracia de Dios, la que está y estará por siempre llena de Gracia.

Oración por la Anunciación del Ángel a María.

¡Creemos que estás por siempre llena de gracia, oh gloriosa María, Kejaritomene, Virgen Madre de Cristo, y reparadora de la humanidad! Grandes son las bendiciones que nos has conferido al darle a luz: por el fruto de tu vientre, a Cristo, el Hijo de Dios, quien nos ha liberado de la tiranía de nuestro cruel enemigo, y nos ha hecho compañeros en el reino eterno. Por lo tanto, te suplicamos, que seas nuestra abogada. Que por tus méritos, tu Hijo puede liberarnos de nuestros pecados, y después de esta vida, nos dé el reinado para siempre en su reino. Concédenos que él, que por amor a ti te llamó para ser su Madre, nos conceda la rica dulzura de su amor. Amén. Kejaritomene, ruega por nosotros. Amén.

Más sobre la Anunciación del Señor.

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net | Con información de: ApologeticaSiloe.net
Venezolano, esposo y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.
Canal Oficial de Pildorasdefe en Telegram
Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Déjanos tus comentarios
Tus palabras importan, te invitamos a dejar tus comentarios sobre este tema, los leemos contínuamente. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD