Conoce tu fe / Caminando en la fe

Guía para el católico ocupado. 10 consejos para vivir el Adviento

 
 
   
 
 
 

Si Adviento tiene que ver con la preparación, no hay mejor manera de preparar tu corazón y tu espíritu para ello. Sigue estos consejos

 

El Adviento es una temporada litúrgica criminalmente subestimada. Es absorbida por las prisas previas a la Navidad, y es más corta y menos intensa que la Cuaresma, pero es un período hermoso y tranquilo que vale la pena tener en mente.

Más allá de la obvia exhortación de "ir a Misa en todos los domingos de Adviento y cada domingo", aquí hay 10 consejos sencillos para vivir la temporada de Adviento, de una persona ocupada a otra.

1.- Lee algún tipo de oración corta y diaria.

Solo unas pocas páginas al día, máximo. Hay muchas opciones geniales a considerar, incluyendo el Little Blue Book, Daybreaks de Liguori Press y el nuevo devocional "Celebration Abundance" del erudito de las Escrituras Walter Brueggemann.

Mi esposa y yo decidimos en el último minuto ofrecer tres sesiones de discusión sobre el libro de Brueggemann en nuestra casa este Adviento. Debido a la procrastinación, les dimos a algunos amigos solo 24 horas para responder si estaban interesados. Para nuestra sorpresa, tenemos alrededor de 10 participantes.

La lección: la gente está hambrienta de algún tipo de alimento espiritual, especialmente en esta época del año. Apuesto a que podrías encontrar una persona o dos para reflexionar sobre algunas lecturas contigo durante la temporada antes de cualquier domingo de Adviento.

2.- Concédete un tiempo de tranquilidad.

El Adviento, la temporada litúrgica, es tranquila y oscura, mientras esperamos la revelación de la luz de Cristo en Navidad.

El Adviento, la temporada de compras y fiestas, es ruidosa y con luces deslumbrantes. Busca un momento de tranquilidad separado de la hora de acostarse.

Tal vez intenta repetir la oración, "Ven, Señor Jesús" para ti mismo, lentamente mientras inhalas y exhalas con los ojos cerrados. Puedes hacer esto en tu oficina o cocina. Y en este espíritu...

3.- Está bien decir que ¡NO!.

No tienes que ir a todas las fiestas a las que te invitan o ir al centro comercial el sábado anterior a Navidad o mirar el interminable ciclo de comerciales de autos invernales.

Como a un mentor mío le gusta decir: "No. es una oración completa". Por supuesto, hay ciertas obligaciones en esta época del año, especialmente para los padres de niños pequeños, estoy aprendiendo, a las que simplemente no puedes decirles "no".

Entonces, necesito practicar discernir qué actividades son esenciales y cuáles pueden omitirse.

4.- No te olvides de la música de Adviento.

No estoy aquí para representar a la policía litúrgica y decirte que guardes la música navideña hasta el atardecer del 24 de diciembre.

Sin embargo, hay muchos himnos y canciones de Adviento que podrías agregar a tu repertorio. Algunos de mis favoritos: la versión de Sufjan Stevens de "Oh Ven, Oh Ven Emmanuel"; la actualización moderna de Steve Angrisano de ese mismo clásico; el brillante álbum de jazz/clásico del compositor JJ Wright "Oh Emmanuel"; el himno francés, "O Ven Divino Mesías"; entre otros.

5.- Decora, incluso un poco.

Nosotros los católicos somos personas sacramentales: olores, campanas, vitrales, música hermosa, pan y vino. Dios puede visitar a través de nuestras experiencias sensoriales.

Así que saca un juego de natividad (o si trabajas para la iglesia como mi esposa y yo, y a la gente le gusta darte regalos religiosos, pon en escena ocho o diez juegos de natividad).

Obtener un poco de vegetación o vegetación falsa en algún lugar.

6.- Enciende una corona de Adviento.

Si no tiene uno de estos, muchas parroquias lo venden. Pruebe alguna breve oración cuando la encienda cada domingo.

La familia y el hogar son lo que el documento del Vaticano II que Lumen Gentium llama la "iglesia doméstica", y una tradición de la corona de Adviento es una forma sencilla y encantadora de fortalecer esa comunidad de fe más pequeña y esencial.

7.- ¿Tienes un niño o dos? Agregue un libro de Navidad a la lista de lectura antes de acostarse.

Hablando de la iglesia doméstica: si tienes niños a los que lees durante la noche, agrega un libro de natividad para niños a tu pila.

Ya hemos comenzado a leer algunas historias de Navidad para nuestra hija de 2 años, y es sorprendente cómo ella está comenzando a reconocer los personajes de la historia tan rápido.

Me acuerdo de lo vívida e imponente que es la historia de la Natividad.

8.- Apoye a una organización que trabaja por la justicia social.

Las temporadas de Adviento y Navidad son las mejores inspiraciones para apoyar a las organizaciones caritativas de todos modos.

A medida que los magos trajeron lo que tenían que dar al rey recién nacido, nuestros propios dones a las organizaciones que fomentan la construcción del reino de Dios en la Tierra es una forma de celebrar su legado.

Además de agencias increíbles e independientes en todo el país, busque algunas cerca de su sector, esto será sin duda ejemplo para sus hijos.

9.- Considera el Sacramento de la Reconciliación.

Alguien que conozco y que está familiarizado con las búsquedas católicas en Internet me dice que el "acto de contrición" es uno de los términos católicos de búsqueda más populares en Google cada Adviento y Cuaresma.

Esto no es sorprendente, ya que muchas parroquias reciben servicios del Sacramento de la Reconciliación durante ambas temporadas.

Sé que mi madre siempre quiso que llegáramos a la Santa Cena durante el Adviento y la Cuaresma mientras crecíamos.

Si Adviento tiene que ver con la preparación, no hay mejor manera de preparar tu corazón y tu espíritu. (Siempre me detengo cuando llega el momento del acto de contrición, entonces me gusta llevar una copia en papel o una copia de mi teléfono conmigo a la confesión)

10.- Reflexiona sobre las "tres venidas del Señor".

San Bernardo de Clairvaux describió estas tres venidas como el nacimiento de Jesús en Belén, la venida de Jesús a nuestras vidas en el tiempo presente y la venida final de Cristo en gloria en el último día.

En Adviento, esperamos y nos preparamos para los tres. La mayoría de los Advenimientos, estuvo invertida aproximadamente el 95 por ciento de mi oración, reflexión y energía centradas en la primera venida solamente: con el pesebre, los pastores, los ángeles, el bebé. Me faltan esos segundos y terceros arribos de Jesús.

Espero seguir al menos algunas de estas sugerencias que he esbozado aquí, y que me ayudarán a centrarme en la historia de Adviento que va más allá de Belén.

Antes de escribir estas ideas en una lista de verificación, un descargo de responsabilidad: creo que las 10 prácticas son buenas, pero esta lista no está llena de balas de plata que harán de este Adviento el "mejor Adviento" para usted.

La fe, la alegría y la paz son obsequios no merecidos que solo Dios puede dar. A través de la disciplina espiritual, solo podemos ponernos en una postura de humildad y gratitud ante el Señor, invitar al Espíritu a nuestras vidas y estar listos para responder.

Adaptación y traducción por María Vanegas, para PildorasdeFe.net, del artículo publicado en: NCR Online, autor: Mike Jordan Laskey

María Mercedes Vanegas rostro perfil NicaraguaMaría Mercedes Vanegas, es nicaragüense viviendo en Alemania, soltera, ingeniera y -a ejemplo de San Francisco Javier- misionera en esta era tecnológica. Identificación evangelizadora: «Y es que "Ay de mí si no predico el Evangelio", pues "muchos cristianos se dejan de hacer…, por no haber personas que se ocupen en la evangelización"»

.
 
Estimado lector, laméntamos importunarlo si es el caso, pero nos gustaría decirte algo importante: ¡Gracias por leernos! Tú formas parte de este portal que renueva la fe y la esperanza. Queremos seguir comprometidos con esta labor y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y esta obra llegue cada vez a más personas. Juntos formemos un pedacito de Cielo aquí en la tierra. ¡Te necesitamos!
 
 
¿Te gustó lo que leíste? Compártelo en tus redes sociales
 
 
   Facebook      Twitter      WhatsApp     Google     
 

Déjanos tus comentarios

 

Artículos de interés

 
 
medalla de san benito sacramental protege del demonio
 
espiritu maligno asechando mujer opresion demoniaca por aborto
 
papa francisco mirando de frente con gran sonrisa y saludo
 
hombre papa padre durmiendo con su hijo bebe en su pecho
 
sagrado corazon de jesus dia  valorar la castidad
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  se tu mi ayuda perpetua
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  se tu mi ayuda perpetua
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  se tu mi ayuda perpetua
 
papa con su hija momento tierno ocaso de fondo
 
 
mujer sentada triste deprimida manos cabello vida dificil fondo gris
 
 
 
 
 
Tuit reciente del Papa:
 
 
 

Homilía del Papa Francisco


 
papa francisco exhortando con microfono rostro serio
 
sacerdote esposa con su habito puesto violar secreto de confesion
 
- Lo más leído -
 

San Antonio y el milagro de la mula que adoró al Santísimo Sacramento

El poderoso significado liberador de la Cruz y Medalla de San Benito

Oración de los esposos a San Antonio de Padua por la restauración del matrimonio

La poderosa oración que está transformando los matrimonios

Consejos del Papa Francisco para llegar a ser un buen padre de familia

¿Los sacramentales nos protegen del demonio? - Mini curso de Demonología

 
 
 


 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  alcanzame el perdon de dios