Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Lee la política de privacidad
Categoría: Evangelio del día

Lectura del Evangelio de hoy 29 de mayo, 2020. Meditado por Papa Francisco. Juan 21,15-19. Santo Evangelio día viernes VII semana de Pascua.

Lecturas de hoy 29 de mayo. VII viernes de Pascua. 

Lectura del día. Hechos 25,13-21: En aquellos días, el rey Agripa llegó a Cesarea con Berenice para cumplimentar a Festo, y se entretuvieron allí bastantes días. Festo expuso al rey el caso de Pablo, diciéndole: "Tengo aquí un preso, que ha dejado Félix; cuando fui a Jerusalén, los sumos sacerdotes y los ancianos judíos presentaron acusación contra él, pidiendo su condena. Les respondí que no es costumbre romana ceder a un hombre por las buenas; primero el acusado tiene que carearse con sus acusadores, para que tenga ocasión de defenderse. Vinieron conmigo a Cesarea, y yo, sin dar largas al asunto, al día siguiente me senté en el tribunal y mandé traer a este hombre. Pero, cuando los acusadores tomaron la palabra, no adujeron ningún cargo grave de los que yo suponía; se trataba sólo de ciertas discusiones acerca de su religión y de un difunto llamado Jesús, que Pablo sostiene que está vivo. Yo, perdido en semejante discusión, le pregunté si quería ir a Jerusalén a que lo juzgase allí. Pero, como Pablo ha apelado, pidiendo que lo deje en la cárcel, para que decida su majestad, he dado orden de tenerlo en prisión hasta que pueda remitirlo al César."

Salmo de hoy viernes.

Salmo 103(102):1-2,11-12,19-2. (R). "El Señor ha establecido su Trono en el Cielo".

Bendice, alma mía, al Señor, y todo mi ser a su santo nombre. Bendice, alma mía, al Señor, y no olvides sus beneficios. (R).

Como se levanta el cielo sobre la tierra, se levanta su bondad sobre sus fieles; como dista el oriente del ocaso, así aleja de nosotros nuestros delitos. (R).

El Señor puso en el cielo su trono, su soberanía gobierna el universo. Bendecid al Señor, ángeles suyos, poderosos ejecutores de sus órdenes. (R).

Aclamación del Evangelio de hoy 29 de mayo.

¡Aleluya, aleluya! El Espíritu Santo te enseñará todo y te recordará todo lo que te he dicho. ¡Aleluya! (Cfr. Juan 14,26)

Evangelio de hoy según San Juan 21,15-19

#evangeliodehoy VII viernes de Pascua. Lectura del Evangelio de hoy 29 de mayo (Jesús le da la misión a Pedro): En aquel tiempo, le preguntó Jesús a Simón Pedro: "Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que éstos?" Él le contestó: "Sí, Señor, tú sabes que te quiero." Jesús le dijo: "Apacienta mis corderos." Por segunda vez le preguntó: "Simón, hijo de Juan, ¿me amas?" Él le respondió: "Sí, Señor, tú sabes que te quiero." Jesús le dijo: "Pastorea mis ovejas." Por tercera vez le preguntó: "Simón, hijo de Juan, ¿me quieres?" Pedro se entristeció de que Jesús le hubiera preguntado por tercera vez si lo quería, y le contestó: "Señor, tú conoces todo; tú bien sabes que te quiero." Jesús le dijo: "Apacienta mis ovejas. Yo te lo aseguro: cuando eras joven, tú mismo te ceñías la ropa e ibas adonde querías; pero, cuando seas viejo, extenderás los brazos y otro te ceñirá y te llevará adonde no quieres". Esto se lo dijo para indicarle con qué género de muerte habría que glorificar a Dios. Después le dijo: Sígueme". Palabra del Señor.

Reflexión del Evangelio de hoy por el Papa Francisco.

¿Cómo va el primer amor?. Es decir, ¿estoy enamorado de ti como el primer día? ¿Soy feliz contigo o te ignoro? Preguntas universales que hay que hacerlas con frecuencia.

Y no sólo los cónyuges en la pareja, sino también los sacerdotes y los obispos ante Jesús. Porque es Jesús quien nos lo pregunta como un día hizo con Pedro:

"Simón, hijo de Juan, ¿me amas?"

Esta es la pregunta que me hago a mí, a mis hermanos obispos y a los sacerdotes. Como va el amor de hoy, el de Jesús, ¿no? ¿Es como el primero? ¿Estoy enamorado como el primer día? ¿O el trabajo, las preocupaciones un poco me hacen mirar otras cosas, y olvidar un poco el amor? Pero los cónyuges pelean, pelean. Y eso es normal. Pero cuando no hay amor, no se pelea: se rompe.

Jamás olvidar el primer amor. Jamás. Hay que tener varios aspectos presentes en la relación de diálogo de un sacerdote con Jesús:

1. Antes de querer convertirse en un intelectual de la filosofía, de la teología o de la patrología debe ser un pastor, tal como Jesús le pidió a Pedro cuando le dijo: "Apacienta mis ovejas".

El resto, viene después. Apacienta. Con la teología, con la filosofía, con la petrología, con lo que estudias, pero apacienta. Se pastor. Porque el señor nos ha llamado para esto.

Y las manos del obispo sobre nuestra cabeza son para ser pastores. Es una segunda pregunta, ¿no? La primera es: "¿Cómo va el primer amor?".

2. La segunda es ésta: "¿Soy pastor, o soy un empleado de esta ONG que se llama Iglesia?". Hay una diferencia. ¿Soy pastor? Una pregunta que yo debo hacerme, que los obispos se deben hacer, y también los sacerdotes: todos. Apacienta. Pastorea. Ve adelante.

3. No hay gloria ni majestad para el pastor consagrado a Jesús. No, hermano. Terminará del modo más común, incluso más humillante, tantas veces, en un lecho, que te dan de comer, que te deben vestir… Pero inútil, allí, enfermo…. El destino es terminar como terminó Él, amor que muere como la semilla de grano y después vendrá el fruto. Pero yo no lo veré.

4. Sígueme: Si nosotros hemos perdido la orientación o no sabemos cómo responder sobre el amor, no sabemos cómo responder sobre este ser pastores, no sabemos cómo responder o no tenemos la certeza de que el Señor no nos dejará solos, incluso en los momentos peores de la vida, en la enfermedad, Él dice: "Sígueme".

Es ésta nuestra certidumbre. Sobre las huellas de Jesús. En ese camino. "Sígueme". (Homilía del Evangelio de hoy. Santa Marta, 06 de junio de 2014)

Oración para el Evangelio de hoy.

Señor, Tú conoces mis secretos, aún los más profundo de mi corazón. Sabes que a menudo fallo; pero también sabes que te amo y no quiero fracasar.

Te pido perdón, porque por culpa de mis malas inclinaciones, me aparto de Ti, de tu gracia y me alejo de ese amor incondicional que sólo Tú me ofreces.

Perdón Señor, por todas las veces que te ofendí. Ayúdame a amarte con todas mis fuerzas, con todo mi ser, con todo mi corazón y todo mi espíritu.

Sé que esperas pacientemente a que te corresponda con amor, pero no me lo exiges, sino que deseas que te lo entregue por amor y en plena libertad.

Gracias por enseñarme que tu gracia me basta para ser feliz y por ayudar a que mi corazón se vea libre y sanado de los fracasos y heridas de la vida.

Me siento valorado por Ti. Tu relación conmigo nació del amor y el sacrificio y a esto debo mantenerme unido si quiero vencer en mis batallas diarias.

Oh Señor, Tú lo sabes todo, mis caídas y mis quebrantos. Tú llenas todos mis vacíos y repones mis fuerzas motivándome a actuar con valentía.

Ven a mi vida, acampa en mi corazón, lléname de tu poder para sentirte en cada momento de mi vida y poder proclamar tu amor al mundo entero. Amén

Propósito para hoy.

Voy a rezar tres avemarías pidiendo a Dios discernimiento para saber hablar, actuar y vivir de acuerdo a su voluntad.

Frase de reflexión.

"Pidamos hoy la gracia de la docilidad a la voz del Señor y del corazón abierto al Señor; la gracia de no tener miedo de hacer cosas grandes, y la delicadeza de cuidar las cosas pequeñas". Papa Francisco.

Reflexión de hoy 29 de mayo por el Papa Francisco
[Mensaje de reflexión del Papa Francisco para hoy 29 de mayo. Imagen vía: Instagram.com/pildorasdefe]

Audio Evangelio de hoy 29 de mayo.

🎧 Escucha ahora la reflexión correspondiente a la lectura del Evangelio de hoy en audio, comentado para la vida diaria. Vive y reflexiona la Palabra de Dios. En el evangelio de hoy, vemos que también nosotros, los cristianos, tenemos la misma misión que Jesús le encomendó a Pedro, apacentar a los demás. El Cristiano está llamado a ser luz para los otros, a acompañar y consolar, a llevar un poco de alegría y hacer la vida más hermosa para el otro y no para complicársela. Tu vida vale mucho, vale la Sangre de Cristo, eres la perla preciosa de un Dios que no se cansa de amar. #evangeliodeldia

Pulsa en el ícono de play para comenzar a escuchar la reflexión para el Evangelio de hoy 29 de mayo, 2020. VII viernes de Pascua.

Intenciones de oración para el día 29 de mayo.

#santoevangelio En la lectura del Evangelio de hoy 29 de mayo, Jesús le encomienda una misión a San Pedro, la de ser consuelo para el Pueblo elegido de Dios. Del mismo modo, estamos llamados a apacentar, a brindar cariño y esperanza ¿Eres de los que llevar alegría o angustias a los demás? Debemos ser hombres y mujeres que llevemos la bandera de la paz a aquellos que han visto su esperanza rota y necesitan apoyo y consuelo para continuar. Ahora, escribe tus intenciones de oración en los comentarios. Pon tu petición. Oremos juntos.

Otros Evangelios del día.

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net
Audio Evangelio: Fray Nelson Medina, O.P.

pildorasdefe qriswell quero firma autorQriswell Quero, venezolano, esposo fiel y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.

Puedes compartir toda esta información en tus redes sociales a través de los botones compartir de facebook, twitter, Whatsapp. También puede copiar la Url (Link) de este artículo y compartirlo en su red favorita. Para cualquier otro tipo de copia, reproducción o utilización le invitamos a leer todos nuestros términos legales
Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Pon tus intenciones de oración
Tus peticiones importan, te invitamos a dejar tus intenciones de oración. Estaremos orando por todas tus necesidades. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD

FACEBOOK TWITTER WHATSAPP