Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Te invitamos a leer nuestra política de privacidad
Política de Cookies y ajustes
FACEBOOK
TWITTER
WHATSAPP
TELEGRAM
Categoría: Celebración del día
Boletín diario del Evangelio de hoy por email
san ignacio de sandone padre de los pecadores deprimidos biografia vida

San Ignacio de Sandone fue un confesor y director espiritual. En sus últimos años atendió con gran amor a los enfermos, pobres y deprimidos

San Ignacio de Sandone. Padre de los pecadores y los deprimidos.

San Ignacio de Sandone fue un sacerdote católico italiano y miembro profeso de la Orden de los Frailes Menores. Es conocido como el padre de los pecadores y de los deprimidos debido a que trató a los pecadores endurecidos con la mayor compasión y ternura del mundo. Permaneció como confesor y director espiritual durante veinticuatro años y en sus últimos años de vida hizo un punto especial para ver a los enfermos y los muy pobres. Fue canonizado por el Papa San Juan Pablo II.

Fiesta: 22 de septiembre.

Martirologio romano: En Turín, en la región del Piamonte, San Ignacio de Sandone (Lorenzo Mauricio) Belvisotti, presbítero de la Orden de los Hermanos Menores Capuchinos, asiduo en atender a los penitentes y en ayudar a los enfermos (1770)

Biografía de San Ignacio de Sandone.

San Ignacio de Sandone, nacido como Lorenzo Mauricio, fue el cuarto de seis hijos de María Elizabeth Balocco y Peter Paul Belvisotti. Él nació el 5 de junio de 1686, en Sandone (Vercelli) Italia.

Cuando Lorenzo contaba con apenas siete años, su padre murió y su madre confió su cuidado y educación a un sacerdote de su localidad quien fomentaba la vocación al sacerdocio de los jovencitos

Sacerdocio y vocación de San Ignacio.

El 24 de mayo de 1717, San Ignacio de Sandone hizo su profesión religiosa. Siendo ya un sacerdote, trató insistentemente de unirse a los capuchinos y finalmente fue aceptado a los 30 años de edad, donde recibió el nombre de Ignacio, y comenzó así a servir como sacristán. Desde ese día se dejó moldear con humildad en las manos de sus superiores

Comenzó su viaje espiritual siendo enviado de una casa a otra en la región de Saboya, en el norte de Italia. Aceptaba con buena alegría y disposición a donde se le enviaba y estaba feliz de honrar su voto de obediencia. Estaba completamente a disposición de Dios y de los hermanos necesitados.

En 1727, San Ignacio de Sandone fue enviado al convento de Torino-Monte, con la responsabilidad de prefecto de la sacristía y confesor de los laicos, misión que cumpliría durante los últimos 24 años de su vida cuando regresara a Turín después de servir como maestro de novicios y jefe de capellanes del ejército del Reino de Saboya. En este ministerio mostró su preocupación paternal por los demás y la sabiduría espiritual que se aprende a los pies del Crucificado. No pasó mucho tiempo antes de que los religiosos, sacerdotes, fieles y los pecadores más empedernidos comenzaran a venir al monasterio para hacer su confesión y recibir dirección espiritual

Después de cinco años, San Ignacio se hizo el Maestro Asistente de novicios y después de un año, se le dio el papel de los Sacristanes y confesor de los Laicos.

Debido a que San Ignacio de Sandone trataba a los más duros pecadores con mayor compasión y ternura, él se hizo conocido como "el padre de los pecadores y de los deprimidos".

Después de catorce años, su ministerio fue interrumpido cuando contrajo una misteriosa enfermedad de los ojos. Después de que él se recuperó parcialmente, se convirtió en la cabeza de capellanes para la armada del rey de Piedemonte, una posición que ocupó durante dos años.

San Ignacio: Director espiritual.

Cuando el Piamonte estaba en paz, San Ignacio de Sandone volvió una vez más a su convento en Turín-Monte donde fue restaurado como confesor y director espiritual y permaneció durante 24 años en este servicio. En sus últimos años hacía pausas especiales en su ministerio para atender a los enfermos y a los más pobres. Visitaba a los enfermos con frecuencia y pedía dinero y comida para los necesitados.

San Ignacio de Sandone murió en Turín-Monte el 21 de septiembre de 1770. A menudo decía: "El paraíso no está hecho para los holgazanes. ¡Pongámonos a trabajar!". A todas las personas, hermanos religiosos y laicos, enseñó el camino de la santidad y del abandono en las manos de Dios, con su ejemplo y sus palabras

El humilde servidor, San Ignacio de Sandone fue beatificado por el Papa Pablo VI el 17 de abril 1966 y posteriormente canonizado por San Juan Pablo II el 19 de mayo de 2002.

Oración a San Ignacio de Sandone.

Dios todopoderoso y eterno, Tú que quisiste que nuestra naturaleza humana fuese restaurada por la obediencia que compensa por aquello que perdimos por el orgullo: haz que por medio de las oraciones y ejemplo de los sacerdotes, como San Ignacio de Sandone, nosotros podamos estar siempre listos para hacer tu voluntad, debido a que Tú nos enseñaste que este es el comienzo de nuestra salvación. Te lo pedimos por Nuestro Señor Jesucristo tu Hijo, que vive y reina Contigo en unidad con el Espíritu Santo, y es Dios, por los siglos de los siglos Amén.

Santos de la semana

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net
Biografía de Santos - Celebraciones y Fiestas de la Iglesia
Venezolano, esposo y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.
Contenido publicado en Píldoras de fe - Para compartir de forma correcta este contenido use los botones de compartir en redes sociales disponibles para ello. Lea nuestro aviso para otro tipo de copias: Términos legales - Pildorasdefe.net
Canal Oficial de Pildorasdefe en Telegram
Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Pon tus intenciones de oración
Tus peticiones importan, te invitamos a dejar tus intenciones de oración. Estaremos orando por todas tus necesidades. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD