Familia / Matrimonio y noviazgo

3 señales de que tu matrimonio se encuentra estancado y cómo solucionarlo

 
 
   
 
 
 

Hay matrimonios que se quedan atrapados en un ciclo de entumecimiento día tras día, sin intimidad, sin vida, pero no tiene que ser así.

 

Mi esposo y yo amamos los viajes por carretera, y nos encanta realmente poner nuestra increíble minivan en "modo crucero". Es agradable porque regula la velocidad (lo que impide su exceso). Me gusta no estar consciente de la velocidad, de manera que pueda concentrarme en otras cosas… como comer, hablar, etc. Digo, ¿a quién no le gusta hacer estas cosas?

El modo crucero o "piloto automático" es una gran herramienta cuando se trata de manejar un vehículo, y es que justo para eso fue diseñado. Sin embargo, muchos de nosotros tratamos de hacer la misma cosa con nuestro matrimonio, pero esto causará que nuestra relación se dañe tanto como pueda. A continuación, te comparto algunas razones del por qué….

A través de los años, mi esposo, Dave, y yo hemos hablado con incontables parejas que están simplemente compartiendo un hogar, sólo existiendo juntos, en un matrimonio sin vida, en una especie de "piloto automático".

Algunas de estas parejas han vivido de esta forma tanto tiempo que, incluso no recuerdan cómo es tener un matrimonio agradable y floreciente. Su matrimonio se quedó atrapado en un ciclo de entumecimiento mental día tras día. Sin pasión o intimidad. SIN VIDA. Un matrimonio que está navegando, pero que realmente no va para ningún lado.

Es una existencia triste, y no tiene que ser de esa forma. De hecho, no debería ser de esta forma.

Dios no creó el matrimonio para abatirnos. Él nos dijo que dos es mejor que uno en el Génesis; por consiguiente, el matrimonio debería hacernos mejores personas.

En Juan 10,10; Jesús nos dice que Él ha venido para que las ovejas tengan vida, y la tengan en abundancia – no una vida estancada que apenas se vive emocional, espiritual y físicamente.

El matrimonio es un don, un regalo que debería engrandecer nuestras vidas, no consumirnos la vida misma.

¿Cómo podemos reconocer si nuestro matrimonio está estancado o en piloto automático?

Bueno, permíteme compartir algunas señales…

1. Tú y tu cónyuge solo conversan acerca de los chicos, el trabajo, las finanzas, etc.

Sí, necesitamos hacernos cargo de los negocios, pero también necesitamos recordar que debemos compartir nuestros pensamientos, esperanzas, y sueños con nuestro cónyuge.

Esto nos ayudará a mantener una gran amistad como base de nuestra relación. Esto, a su vez, requiere intencionalidad. No sucede cuando se está en piloto automático.

De manera que, debemos dedicar tiempo todos los días para abrirnos el uno al otro y escuchar lo que está en el corazón del otro. Los matrimonios más fuertes mantienen una profunda conexión al hacer de su comunicación diaria una máxima prioridad.

2. Tú y tu cónyuge tratan y buscan excusas para NO estar juntos

Cuando nos evitamos entre sí, por cualquier razón, tenemos un gran problema. Evitarnos unos a otros sólo empeora las cosas. Si tenemos un conflicto, debemos sentarnos y hablar sobre eso. Si tenemos problemas de dialogo, necesitamos buscar ayuda e ir donde un terapeuta o sacerdote.

Cada vez que las líneas de comunicación están en un nivel bajo en el matrimonio, la relación ya no puede florecer y otras partes del matrimonio empiezan a romperse también.

Debemos tener "citas" y esto no se logra cuando ponemos nuestro matrimonio en piloto automático.  Intenta una vez a la semana, pero de verdad, cualquier momento en privado que podamos pasar con nuestro cónyuge será beneficioso para nuestro matrimonio, en la medida en que nos comuniquemos en forma positiva y saludable.  Además, necesitamos divertirnos juntos.

El matrimonio es una bendición, no una maldición.  Diviértanse juntos.

3. Tú y tu cónyuge no han tenido sexo en un mes (y no tienes una razón médica para no hacerlo)

El sexo no lo es TODO hasta que dejamos de tenerlo. Cuando habitualmente nos comunicamos entre sí, tenemos citas, y nos tratamos con amor y respeto, entonces el sexo es natural, un desbordamiento físico de amor que nos damos el uno al otro.

El sexo es esencial en el matrimonio. Cuando nos privamos de tenerlo, estamos dañando significativamente nuestros matrimonios e hiriéndonos a nosotros mismos también.

Siempre que Dave y yo estamos orientando a una pareja que está visiblemente molesta entre sí, nueve de cada 10 veces, no han tenido sexo en MUCHO tiempo. 

La expresión de sus rostros no tiene vida, con sonrisas falsas que ocultan rabia y resentimiento albergado en su interior. A menos que cambien las cosas rápidamente, una pareja no puede durar de esta forma por mucho tiempo.

Debemos apuntar más alto.  No podemos conformarnos con EXISTIR.

Para las esposas que están luchando en esta área, y que actualmente ven el sexo como solo otra cosa en su lista de quehaceres, no están solas. He pasado por ahí también.

Si tu matrimonio está estancado en piloto automático, HAY SOLUCIÓN

Si piensas que tú y tu cónyuge actualmente están estancados en un matrimonio en piloto automático, sepan que no tienen por qué permanecer así. Puedes tener el matrimonio próspero y placentero que deseas. Hay un par de acciones claves que puede hacer hoy:

1. Te animo a que dediques tiempo cada noche para hablar … no sobre negocios, sino sobre su día, sus vidas, y sueños.

2. Después, te insto a que recen juntos antes de ir a la cama todas las noches. 

Intenta estas prácticas por un mes, y te sorprenderás de la vida que Dios le dará a tu matrimonio.

 

Si encuentras este blog útil y alentador, siéntete libre de compartirlo con tu familia y amigos. ¡Gracias!

Adaptación y traducción por Hannia Isaza para PildorasdeFe.net, del artículo publicado en: Ashley Willis´s Blog, autor: Ashley Willis

pildorasdefe woman mujer silueta logo firmaHannia Isaza, Yo te amo, Señor, mi fuerza, Señor, mi Roca, mi fortaleza y mi libertador, mi Dios, el peñasco en que me refugio, mi escudo, mi fuerza salvadora, mi baluarte. Invoqué al Señor, que es digno de alabanza y quedé a salvo de mis enemigos (Salmo 18,3-4)

 
Estimado lector, laméntamos importunarlo si es el caso, pero nos gustaría decirte algo importante: ¡Gracias por leernos! Tú formas parte de este portal que renueva la fe y la esperanza. Queremos seguir comprometidos con esta labor y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y esta obra llegue cada vez a más personas. Juntos formemos un pedacito de Cielo aquí en la tierra. ¡Te necesitamos!
 
 
¿Te gustó lo que leíste? Compártelo en tus redes sociales
 
 
   Facebook      Twitter      WhatsApp     Google     
 

Déjanos tus comentarios

 

Artículos de interés

 
 
medalla de san benito sacramental protege del demonio
 
espiritu maligno asechando mujer opresion demoniaca por aborto
 
papa francisco sentado en un sillon serio fondo pared amarilla
 
hombre papa padre durmiendo con su hijo bebe en su pecho
 
sagrado corazon de jesus dia  ser humildes de corazon
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
papa con su hija momento tierno ocaso de fondo
 
 
mujer sentada triste deprimida manos cabello vida dificil fondo gris
 
 
 
 
 
Tuit reciente del Papa:
 
 
 

Homilía del Papa Francisco


 
sacerdote esposa con su habito puesto violar secreto de confesion
 
papa francisco mirando de frente con gran sonrisa y saludo
 
- Lo más leído -
 

San Antonio y el milagro de la mula que adoró al Santísimo Sacramento

El poderoso significado liberador de la Cruz y Medalla de San Benito

Oración de los esposos a San Antonio de Padua por la restauración del matrimonio

La poderosa oración que está transformando los matrimonios

Consejos del Papa Francisco para llegar a ser un buen padre de familia

¿Los sacramentales nos protegen del demonio? - Mini curso de Demonología

 
 
 


 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  se tu mi ayuda perpetua