Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Lee la política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
TELEGRAM
Categoría: Aprende a orar

Sexto día Novena a los Santos Ángeles Custodios. Los Ángeles de la guarda nos auxilian en el momento de los peligros. Día 6: La Oración perseverante con fe

Novena a los Ángeles Custodios. Día 6: La oración insistente con fe.

Nuestros Ángeles de la guarda están constantemente viendo la Luz divina del Creador. Ellos Poseen una inteligencia pura y una voluntad pura como ningún hombre podrá poseer jamás en esta vida. En el sexto día de esta Novena a los Santos Ángeles Custodios, nos centramos en la oración perseverante hecha con fe, sabiendo que ellos nos escuchan si pedimos día a día su intercesión.

Los Ángeles Custodios.

Muchos autores espirituales sostienen que nuestro Ángel de la Guarda se protege a sí mismos cuando cometemos algún pecado, ya que ellos pueden ver el horror y el dolor que cada uno de nuestros pecados le hará a Nuestro Señor y Salvador Jesucristo y a nuestra Madre Santísima.

Esta es una razón clave para que acudamos a nuestro Ángel de la guarda para que nos ayude a mantenernos alejados, incluso, de los pecados más pequeños, para que así, podamos crecer en santidad en vez de hundirnos en la tibieza del alma y el descuido de nuestras vidas interiores

Nunca estamos solos en este mundo. Tenemos un amigo celestial que está siempre con nosotros y quiere que confiemos en su ayuda divina. Renovemos con fervor y atención nuestra dedicación y la confianza a nuestro Ángel de la guarda, dando gracias a Dios por su bondad en el envío de estos seres puros y espirituales, para que nos ayude a volver a Él a través de Su Iglesia católica.

Novena a los Ángeles Custodios.

A continuación, puedes rezar la Novena a los Santos Ángeles Custodios (Ángeles de la guarda) de la siguiente forma que se muestra. Medita, reflexiona, busca un lugar acogedor y centra tus pensamientos en tu Ángel de la Guarda a través del día 6 de esta novena.

1. Oraciones iniciales.

Señal de la Cruz.

Por la señal de la Santa cruz, de nuestros enemigos, líbranos, Señor, Dios nuestro. En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Acto de contrición.

Jesús, mi Señor y Redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón, porque con ellos, he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar, y confío en que, por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas y me has de llevar a la vida eterna. Amén.

2. Meditación día 6 - Novena a los Ángeles Custodios.

Meditación para el sexto día: La oración perseverante hecha con fe.

Sabemos que, la oración perseverante, es un modelo de oración que el mismo Jesús nos dijo que empleáramos en los momentos de urgencia y necesidad (Lea la parábola de la vida insistente en Lucas 18,1-8). También, los santos ángeles custodios elevan más rápidamente nuestras oraciones al Trono de Dios, si le rezamos con insistencia. Seamos perseverantes en la oración, invoquemos al Ángel de la Guarda en el momento de la urgencia.

3. Oración del día 6 de la novena.

Querido amigo, Ángel Custodio mío, te ruego, por el gran amor que tú tienes hacia mí, tú que amas a Dios con tanto ardor, y eres testigo de lo mucho que Él me ama y lo sigue haciendo, concédeme el consuelo de orar siempre y con insistencia, de orar con el corazón y con fe, en todas mis luchas, necesidades y problemas, de modo que pueda alcanzar la misericordia del Creador, hasta el último momento de mi existencia. Amén.

4. Oración final a los Ángeles Custodios.

Ángel custodio mío, Tú vienes de lo más alto del cielo; Dios te ha encomendado la misión de cuidar de mí. Ven y refúgiame bajo tus alas. Aligera mi camino, dirige todos mis pasos. No me dejes en el momento de la prueba, permanece bastante cerca de mí y defiéndeme contra el espíritu malo. Pero, sobre todo, ven en mi ayuda en la última batalla por mi vida. Oh Ángel Custodio, Libra mi alma de toda impureza, para que contigo pueda alabar, amar y contemplar la eterna bondad de Dios Padre para siempre. Amén.

Ángel de la Guarda, dulce compañía, No me desampares, ni de noche ni de día, no me dejes solo que sin ti me perdería. Llévame con paz y alegría hasta que descanse en los brazos de Jesús, José y María. Amén.

Rezar el Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Novena a los Ángeles Custodios completa.

A continuación pueden consultar la novena a los Santos Ángeles de la Guarda completa, día a día

Los Ángeles de la guarda son seres creados desde el mismo amor divinos de Dios. Son seres puros y muy fuertes, que siempre están mirando la Presencia de Dios Padre. En el Sexto de la Novena a los Santos Ángeles Custodios, enfocamos nuestras oraciones con perseverancia en estos grandes aliados que son capaces de actuar rápidamente en los momentos urgentes y desesperados. El Ángel Custodio intercederá a tu favor, rézale con insistencia.

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net

pildorasdefe qriswell quero firma autorQriswell Quero, venezolano, esposo fiel y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.

Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Déjanos tus comentarios
Tus palabras importan, te invitamos a dejar tus comentarios sobre este tema, los leemos contínuamente. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD