Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Lee la política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
TELEGRAM
Categoría: Aprende a orar

Segundo día Novena a los Santos Ángeles Custodios. Los Ángeles de la guarda ayudan a nuestra imaginación en la oración. Día 2 medita la perfección cristiana

Novena a los Ángeles Custodios. Día 2: La perfección cristiana.

Los Ángeles Custodios, o ángeles de la guarda son seres puros y llenos de la luz divina del Creador. Ellos pueden ayudarnos y guiarnos a encontrar caminos que nos conduzcan hacia la paz y la felicidad de Dios. Para el segundo día de esta Novena a los Ángeles de la Guarda, invocamos su auxilio para así lograr la perfección cristiana a la que estamos llamados.

Los Ángeles Custodios.

Los Ángeles de la guarda también tienen el poder de ayudar a nuestra imaginación en la oración y la meditación. Dado que la imaginación es uno de nuestros sentidos interiores, el ángel en realidad puede colocar imágenes santas en nuestra mente, especialmente si pedimos su asistencia divina.

Si los demonios pueden colocar imágenes impuras en la imaginación de una persona, en sus intentos por hacerle pecar con el consentimiento deliberado en el pensamiento, del mismo modo los Santos Ángeles Custodios pueden colocar imágenes santas en la mente que nos muevan a los actos de amor y de virtudes.

Así entonces, los Ángeles de la Guarda pueden prevenirnos de los demonios que intentan agredir a nuestra imaginación, protegiendo nuestra mente con imágenes puras y buenos deseos y pensamientos.

Invoca siempre a tu Ángel de la Guarda para que te libre de los malos pensamientos. Pídele su asistencia y apoyo ante las tentaciones

Novena a los Ángeles Custodios.

A continuación, puedes rezar la Novena a los Santos Ángeles Custodios (Ángeles de la guarda) de la siguiente forma que se muestra. Date un pequeño espacio de tu día a día y regálate esa novena para el segundo día que fortalece la esperanza.

1. Oraciones iniciales.

Señal de la Cruz.

Por la señal de la Santa cruz, de nuestros enemigos, líbranos, Señor, Dios nuestro. En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Acto de contrición.

Jesús, mi Señor y Redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón, porque con ellos, he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar, y confío en que, por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas y me has de llevar a la vida eterna. Amén.

2. Meditación día 2 - Novena a los Ángeles Custodios.

Meditación para el segundo día: La perfección cristiana.

Nuestro Señor Jesucristo nos dejó una exhortación a todos. Fue un llamado a la santidad y a la imitación de las obras del Padre. Él dijo: "Por lo tanto, sean perfectos como es perfecto el Padre que está en el cielo". (Mateo 5,48). El Apóstol San Pablo, también nos lo indica en su carta a los Corintios: "El templo de Dios es sagrado, y ustedes son ese templo". (1 Corintios 3,17). Por tanto, invoquemos a los ángeles de la guarda para que nos ayuden siempre a mantenernos con nuestras mentes y corazones puros.

3. Oración del día 2 de la novena.

Oh poderoso espíritu de pureza, Ángel de la guarda mío, te suplico, por esa suprema felicidad de la que tú disfrutas al ver el rostro perfecto de Dios sin velo alguno, incluso mientras me miras a mí, pecador y lleno de imperfecciones, alcánzame la gracia de caminar sin cesar bajo la presencia poderosa de Dios, para que yo pueda vivir una fe perfecta, una vida coherente a la Palabra del Señor y ser así un perfecto cristiano hasta el último aliento de mi vida. Amén.

4. Oración final a los Ángeles Custodios.

Ángel custodio mío, Tú vienes de lo más alto del cielo; Dios te ha encomendado la misión de cuidar de mí. Ven y refúgiame bajo tus alas. Aligera mi camino, dirige todos mis pasos. No me dejes en el momento de la prueba, permanece bastante cerca de mí y defiéndeme contra el espíritu malo. Pero, sobre todo, ven en mi ayuda en la última batalla por mi vida. Oh Ángel Custodio, Libra mi alma de toda impureza, para que contigo pueda alabar, amar y contemplar la eterna bondad de Dios Padre para siempre. Amén.

Ángel de la Guarda, dulce compañía, No me desampares, ni de noche ni de día, no me dejes solo que sin ti me perdería. Llévame con paz y alegría hasta que descanse en los brazos de Jesús, José y María. Amén.

Rezar el Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Novena a los Ángeles Custodios completa.

A continuación pueden consultar la novena a los Santos Ángeles de la Guarda completa, día a día

Los Ángeles de la guarda están para protegernos, cuidarnos y guiarnos. Ellos nos aman, ellos quieren que cumplamos con la voluntad del Padre de buscar la perfección cristiano. Por nuestros medios sería algo imposible de lograr, pero con la ayuda de Dios, mediante la intercesión de los ángeles, podemos conseguirlo. El segundo de la Novena a los Ángeles Custodios, nos muestra que, todo es posible para Dios, la perfección es posible cuando se camina tomado de la mano del Señor y la ayuda de los Santos Ángeles.

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net
Venezolano, esposo y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.
Contenido publicado originalmente en Píldoras de fe - No está permitido extraer contenidos uoraciones para publicar en redes sociales, plataformas digitales o tranferirlos a audios, videos o cualquier otro archivo multimedia para fines personales o comerciales. Por favor lea nuestro aviso: Términos legales - Pildorasdefe.net
Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Déjanos tus comentarios
Tus palabras importan, te invitamos a dejar tus comentarios sobre este tema, los leemos contínuamente. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD

Categoría:

Aprende a orar

familia reunida madre hijo frente arbol de navidad sotiendo adornos navidenos

Cuando se realiza la oración de bendición del Árbol de Navidad, la bendición debe ser ofrecida por el padre u otro miembro familiar para luego iluminarse.