Conoce tu fe / Aprende sobre tu fe

10 cosas que deberías conocer sobre el día de todos los Santos

 
 
   
 
 
 

El día de Todos los Santos es igualmente una oportunidad para recordar la llamada a la santidad presente en todos los cristianos

 

El 1 de noviembre es la solemnidad litúrgica de Todos los Santos, que prevalece sobre el domingo. Se trata de una popular y bien sentida fiesta cristiana, que al evocar a quienes nos han precedido en el camino de la fe y de la vida, gozan ya de la eterna bienaventuranza, son ya (por así decirlo) ciudadanos de pleno derecho del cielo, la patria común de toda la humanidad de todos los tiempos.

Aquí te mostramos 10 cosas que debes saber sobre la celebración de la Solemnidad de todos los Santos, o como se le conoce comúnmente, el día de Todos los Santos:

1.- Una historia milenaria

El día de Todos los Santos cuenta un milenio de popular y sentida historia y tradición en la vida de la Iglesia. Fueron los monjes benedictinos de Cluny quienes expandieron esta festividad.

2.- Los Santos del Cielo

En este día celebramos a todos aquellos cristianos que ya gozan de la visión de Dios, que ya están en el cielo, hayan sido o no declarados santos o beatos por la Iglesia. De ahí, su nombre: el día de Todos los Santos.

3.- ¿Quiénes son los Santos?

Un Santo es aquel cristiano que, concluida su existencia terrena, está ya en la presencia de Dios, ha recibido, con palabras de San Pablo:

"la corona de la gloria que no se marchita".

4.- Reflejos del amor de Dios

El santo, o los santos, son siempre reflejos de la gloria y de la santidad de Dios. Son modelos para la vida de los cristianos e intercesores de modo que a los santos se pide su ayuda y su intercesión. Son así dignos y merecedores de culto de veneración.

5.- ¿A quién se celebra?

El día de Todos los Santos incluye en su celebración y contenido a los santos populares y conocidos, extraordinarios cristianos a quienes la Iglesia dedica en especial un día al año.

6.- Santos anónimos

Pero el día de Todos los Santos es, sobre todo, el día de los santos anónimos, tantos de ellos miembros de nuestras familias, lugares y comunidades.

7.- Cumplir con la llamada del Señor

El día de Todos los Santos es igualmente una oportunidad para recordar la llamada a la santidad presente en todos los cristianos desde el bautismo.

Es ocasión para hacer realidad en nosotros la llamada del Señor a que seamos perfectos- santos- como Dios, nuestro Padre celestial, es perfecto, es santo.

Se trata de una llamada apremiante a que vivamos todos nuestra vocación a la santidad según nuestros propios estados de vida, de consagración y de servicio. En este tema insistió mucho el Concilio Vaticano II, de cuya clausura se celebran ahora los 40 años.

El capítulo V de su Constitución dogmática "Lumen Gentium" lleva por título "Universal vocación a la santidad en la Iglesia".

Y es que la santidad no es patrimonio de algunos pocos privilegiados. Es el destino de todos, como fue, como lo ha sido para esa multitud de santos anónimos a quienes hoy celebramos.

8.- Los Santos cumplieron con los mandamientos

La santidad cristiana consiste en vivir y cumplir los mandamientos.

"El santo no es un ángel, es hombre en carne y hueso que sabe levantarse y volver a caminar. El santo no se olvida del llanto de su hermano, ni piensa que es más bueno subiéndose a un altar. Santo es el que vive su fe con alegría y lucha cada día pues vive para amar". (Canción de Cesáreo Gabaraín).

"El santo es aquel que está tan fascinado por la belleza de Dios y por su perfecta verdad que éstas lo irán progresivamente transformando. Por esta belleza y verdad está dispuesto a renunciar a todo, también a sí mismo. Le es suficiente el amor de Dios, que experimenta y transmite en el servicio humilde y desinteresado del prójimo". (Benedicto XVI)

9.- ¿Cómo se logra la santidad?

La santidad se gana, se logra, se consigue, con la ayuda de la gracia, en tierra, en el quehacer y el compromiso de cada día, en el amor, en el servicio y en el perdón cotidianos.

"El afán de cada día labra y vislumbra el rostro de la eternidad" (Karl Rhaner)

El cielo, sí, no puede esperar. Pero el cielo, la santidad, solo se gana en la tierra.

10.- La vida no termina con la muerte

Por fin, el día de Todos los Santos nos habla de que la vida humana no termina con la muerte sino que abre a la luminosa vida de eternidad con Dios.

El día de Todos los Santos es la catequesis y celebración de los misterios de nuestra fe relativos al final de la vida, los llamados "novísimos": muerte, juicio, eternidad.

Y por ello, al día siguiente a la fiesta de Todos los Santos, el 2 de noviembre, celebramos, conmemoramos a los difuntos. Es día de oración y de recuerdo hacia ellos. Es día para saber vivir la vida según el plan de Dios. Es día, como el día, en el que la piedad de nuestro pueblo fiel visita los cementerios.

Todo el mes de noviembre está dedicado especialmente a los difuntos y a las ánimas del Purgatorio.

 
Autor: Jesús de las Heras Muela | Publicado en: Revista Ecclesia
.
 
Estimado lector, laméntamos importunarlo si es el caso, pero nos gustaría decirte algo importante: ¡Gracias por leernos! Tú formas parte de este portal que renueva la fe y la esperanza. Queremos seguir comprometidos con esta labor y nos gustaría contar contigo, si está en tus posibilidades, apóyanos con un donativo que pueda ayudarnos a cubrir nuestros costos tecnológicos y esta obra llegue cada vez a más personas. Juntos formemos un pedacito de Cielo aquí en la tierra. ¡Te necesitamos!
 
 
¿Te gustó lo que leíste? Compártelo en tus redes sociales
 
 
   Facebook      Twitter      WhatsApp     Google     
 

Déjanos tus comentarios

 

Artículos de interés

 
 
medalla de san benito sacramental protege del demonio
 
espiritu maligno asechando mujer opresion demoniaca por aborto
 
papa francisco sentado en un sillon serio fondo pared amarilla
 
hombre papa padre durmiendo con su hijo bebe en su pecho
 
sagrado corazon de jesus dia  ser humildes de corazon
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  mi dulce y unica esperanza
 
papa con su hija momento tierno ocaso de fondo
 
 
mujer sentada triste deprimida manos cabello vida dificil fondo gris
 
 
 
 
 
Tuit reciente del Papa:
 
 
 

Homilía del Papa Francisco


 
sacerdote esposa con su habito puesto violar secreto de confesion
 
papa francisco mirando de frente con gran sonrisa y saludo
 
- Lo más leído -
 

San Antonio y el milagro de la mula que adoró al Santísimo Sacramento

El poderoso significado liberador de la Cruz y Medalla de San Benito

Oración de los esposos a San Antonio de Padua por la restauración del matrimonio

La poderosa oración que está transformando los matrimonios

Consejos del Papa Francisco para llegar a ser un buen padre de familia

¿Los sacramentales nos protegen del demonio? - Mini curso de Demonología

 
 
 


 
novena a nuestra senora del perpetuo socorro dia  se tu mi ayuda perpetua