Utilizamos Cookies para mejorar la experiencia de usuario. Lee la política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
TELEGRAM
Categoría: Testimonios

La hermana Jesed fue miembro de las Misioneras de la Caridad, trabajó con Santa Teresa de Calcuta, a quien ella con amor la llama MADRE

Muchos la llaman Santa Teresa de Calcuta, yo con amor la llamo Madre.

Después de aquel alegre y festivo 4 de septiembre, somos muchos los que pudimos "Santa" a la Madre Teresa de Calcuta; pero la hermana Marie Jesed de Willey, Iowa, simplemente la llama: "Madre". Durante casi tres décadas, la hermana Jesed fue un miembro de las Misioneras de la Caridad y trabajó nada más y nada menos que con la fundadora de la orden, la Madre Teresa de Calcuta

Nativa de Canadá, la hermana Jesed era miembro de las Adoratrices de la Sangre de Cristo cuando en aquel entonces viajó a Nueva York para reunirse con la madre Teresa y así discernir su vocación con las Misioneras de la Caridad.

"Mi impresión inicial que me llevé de la madre es que era una mujer con gran fortaleza y decidida... Cuando ella me miró, inmediatamente sentí que ella realmente penetró a través de mis pensamientos. Esa noche me senté cerca de la Madre Teresa en la capilla para orar. Definitivamente yo podía ver su amor por Jesús y una tranquila, pero profunda, relación interior", expresó la hermana Jesed

En 1976, la hermana Jesed se convirtió en la primera candidata de las Misioneras de la Caridad contemplativas en Nueva York, trabajando bajo la Madre Teresa durante 27 años.

Luego de un continuo discernimiento, la hermana Jesed buscó otra orden de las religiosas. En el 2006, la Sagrada Congregación para los Religiosos en Roma le permitió transferir sus votos de las Misioneras de la Caridad contemplativa a la Sociedad de Nuestra Señora de la Santísima Trinidad. 

Así entonces, la hermana Jesed se trasladó a Willey en el 2012, donde estableció Domus Trinitatis, Hogar de la Trinidad, un centro de retiro y renovación espiritual.

La hermana Jesed fue una de los cientos de miles de personas presentes en la ceremonia de canonización de la Madre Teresa de Calcuta, el 4 de septiembre de 2016 en Roma.

En cierto sentido, "mi madre me invitó a estar presente" y ser testigo de algo que la oí decir tan, tan, tan a menudo: "La santidad no es el lujo de unos pocos sino un simple deber para ti y para mí".

Fue un momento de beber profundamente de la fuente de la gracia ofrecida no solo durante su canonización, sino combinado con el Año de la Misericordia. Fue un verdadero viaje espiritual, no solo en el corazón de la Iglesia Católica, sino también a los pies de Santa Teresa de Calcuta, aquella a la que llamé "Madre" durante 27 años.

Recursos sobre la Madre Teresa.

Redacción: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net | Con información de: Catholic News service

pildorasdefe qriswell quero firma autorQriswell Quero, venezolano, esposo fiel y padre de familia, ingeniero en electrónica y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.

Apoya a Píldoras de Fe Nuestro portal se sostiene de tu generosidad. Ayúdanos a seguir llegando a más personas. Dona ahora
Déjanos tus comentarios
Tus palabras importan, te invitamos a dejar tus comentarios sobre este tema, los leemos contínuamente. (Espera un momento que se cargue el sistema de comentarios)

RECURSOS DE UTILIDAD