Este sitio web utiliza Cookies para mejorar la experiencia de usuario, además de mejorar la velocidad y la seguridad del sitio durante su visita. Estas cookies se utilizan para adaptar el contenido de la web a las preferencias del Usuario del Servicio y optimizar el uso del sitio, las cuales permiten que el dispositivo reconozca al usuario y muestre adecuadamente el servicio ofrecido, adaptada a sus necesidades individuales. Puede retirar su consentimiento u oponerse al procesamiento de datos basado en intereses legítimos en cualquier momento haciendo clic en "Configuración" o en nuestra Política de Cookies en este sitio web. Te invitamos a leer nuestra política de privacidad
FACEBOOK
TWITTER
WHATSAPP
TELEGRAM
Categoría: Familia

Muchas parejas retrasan su boda o inician su vida sin el sacramento del matrimonio porque no tienen dinero para festejar, pero ¿se necesita una fortuna para casarse?

¿Necesito una fortuna para casarme? Quiero casarme, ¿cómo lo logro?.

Muchas parejas, aun sintiéndose ya listas para el matrimonio, retrasan la boda y hasta inician su vida en común sin antes celebrar el sacramento del matrimonio, porque no tienen el dinero "suficiente" para festejar. Y claro que todos desean poder tener un lindo vestido para ese día, e invitar a familiares y amigos a unirse a su alegría ofreciendo para ellos una gran fiesta, con flores, música y buena comida. Pero, ¿qué tan importante es esto ante recibir el sacramento del matrimonio?

¿Es imprescindible el dinero para casarse?

Si crees que este es tu caso, que te falta mucho dinero para festejar tu boda "como debiera ser", o como crees que lo dicta la sociedad, queremos que consideres lo siguiente:

1. Celebrar el matrimonio es distinto de festejarlo.

La celebración tiene que ver con el momento sagrado en que frente al altar la pareja se entrega el uno al otro, teniendo a Dios como testigo y fundamento para su entrega total y fiel. La fiesta es la forma como se invita a familiares y amigos a participar de esta alegría, pero no es esencial al matrimonio en sí mismo.

2. La boda dura un solo día.

El día de la boda es solo un momento, el matrimonio es para toda la vida. Hoy en día, las influencias culturales presionan a las parejas a gastar mucho dinero en la fiesta de bodas.

El elevado costo de estas fiestas hacen que muchas veces las parejas empiecen su vida matrimonial con deudas que les traen al final más problemas que alegrías.

3. La contribución a la Iglesia es muchísimo menor a un festejo.

Lo único que la Iglesia les pide como contribución económica, para celebrar con ustedes el rito del Sacramento del matrimonio, corresponde al costo del uso del templo (costo de iluminación, etc.), cuando la ceremonia se realiza fuera del horario normal de las misas a los fieles. Pero si aun así no pueden dar esa contribución, hablen con el sacerdote encargado y con seguridad él les dará una ayuda.

Los costos adicionales dependen de la música, las flores y el alquiler del tapete rojo de la entrada, etc. Pero todos estos costos son accesorios y se pueden omitir.

4. La Gracia del sacramento del matrimonio es incalculable

Los bienes y todas las gracias que, para la pareja y su futura familia, aporta la gracia del sacramento, no tienen precio.

Dios mismo garantizó su presencia en medio de aquellos que prometen amarse como Él nos ama. Esto da a las parejas, que inician su vida en común o a aquellos que ya estaban conviviendo, la posibilidad de contar con su especial asistencia para llevar a delante su amor y compromiso.

Ciertamente, el matrimonio no es un asunto puramente privado, sino que por ser un sacramento y la base para la formación de una familia estable, tiene repercusiones comunitarias y para la sociedad. Por eso tiene sentido el que se realice frente a familiares, amigos y frente a la comunidad eclesial.

5. La Iglesia es comunidad y quiere apoyarte.

En la mayoría de las Iglesias hay grupos formados para orientación de parejas que se van a casar. Y no solo eso, ellos están dispuestos a ofrecer su ayuda, en la medida de sus posibilidades, para que tu boda sea exitosa.

Existen programas dentro de la Iglesia, que apoyan a las parejas que se van a casar, o a convalidar sacramentalmente su unión (que convivían sin el sacramento del matrimonio). Estos programas ayudan a las parejas a prepararse para vivir su celebración sacramental mediante pequeños retiros, y encuentros con sacerdotes sacerdote, donde prepararán juntos el rito y los festejos. Así las parejas se sienten protagonistas de su celebración, como lo indica la Iglesia.

La fiesta puede realizarse en un salón de la misma parroquia, donde de manera sencilla, pero elegante y muy sentida, los nuevos esposos puedan hacer un brindis, partir una torta y ofrecer unos bocadillos a todos los que decidieron acompañarlos en ese momento tan especial de sus vidas.

Si hay otras parejas que se preparan al mismo tiempo, pueden decidir, de común cuerdo, hacer una celebración colectiva. Así, se comparten los gastos y todos tiene ocasión de festejar.

Si aún no te has casado por motivos económicos, recuerda que el sacramento del Matrimonio traerá muchísimas bendiciones a tu unión y la gracia para, junto al ser amado, atravesar por las diversas circunstancias de la vida. No permitas que el dinero sea un impedimento, planifica una celebración sacramental sencilla e invita al Señor a tu hogar, te aseguro que no te arrepentirás

Sobre el matrimonio.

Adaptación y contenido agregado: Qriswell Quero, PildorasdeFe.net | Con información de extraída de: Portumatrimonio.org

pildorasdefe qriswell quero firma autorQriswell Quero, Venezolano, esposo y padre de familia, servidor, ingeniero y misionero de la fe. Comprometido con el anuncio del Evangelio. Creyente sólido de que siempre existen nuevos comienzos. Quien a Dios tiene nada lo detiene.

Contenido publicado originalmente en Píldoras de fe, bajo el Link: https://www.pildorasdefe.net/amor/familia/Necesito-una-fortuna-para-casarme-Quiero-casarme-pero-no-tengo-dinero-para-festejar-Que-hacer - Puede copiar esta información en su Blog citando siempre la referencia a esta fuente consultada. Para compartir en sus redes sociales, utilice los botones compartir. Conozca términos legales - Pildorasdefe.net
Apoya esta misión


Si crees que este apostolado ha sido de bendición para tu vida, y si está en tus posibilidades hacer una ofrenda voluntaria, de modo que sigamos llevando de forma gratuita esta buena obra, puedes hacerla a continuación.

Recursos de Utilidad

Categoría:

Matrimonio y noviazgo

Como perdonar la infidelidad del Conyuge

Perdonar la infidelidad del Cónyuge es un acto que puede ser inmediato, pero la recuperación es un proceso de sanación interior que puede ser largo o corto